A veces, el viento

Todo depende de la perspectiva con que lo mires. Nunca hace viento a gusto de todos.

Pinterest

Pinterest

A veces, el viento arrastra lo superficial de tu mente y deja sólo lo importante; los pilares, tu fortaleza.

A veces, se lleva volando los pensamientos malos, como hace con las hojas caídas de los árboles.

A veces, es necesario que el viento te despeine para poder apreciar tu pelo. A veces, el frío viento te hace sentir más cómoda en el calor de tu casa.

Pinterest

Pinterest

A veces, el viento de un domingo por la tarde cualquiera es bueno porque despeja tu cabeza, se lleva lo malo de una difícil semana y te prepara para la que va a empezar.

A veces, correr a tu lado contra el viento te ayuda a saber que puedes superarte a ti misma.

A veces, el viento…

 

 

Anuncios